Sant’Erasmo

Sant'Erasmo - Venecia

La isla de Sant’Erasmo es una isla de Venecia ubicada al norte de Lido. La visita a esta isla está más que justificada si se desea disfrutar de un día muy diferente, lleno de una inusitada tranquilidad en un mundo ruidoso. Para llegar desde Venecia la línea 13 es la que conecta Venecia con este bello paraje, debiéndose tomar en Fontamente Nuove. Este vaporetto parte con una frecuencia de cuarenta minutos durante el día y cada hora durante la noche.

Sant’Erasmo es una isla con más de 4 kilómetros de largo. Ya habitada por el siglo VIII sigue aportando importancia a la actividad agrícula en su economía. La Huerta de Venecia, como también se le conoce, produce sobre todo alcachofas y verduras en general. La entrada de vehículos no está permitida en su territorio y además disfruta de un microclima que ha hecho que se le conozca como la playa de Venecia.

En realidad, esta isla era un puerto conectado a Murano dada su estratégica posición entra las islas del Norte. Se trata de una de las mayores islas dada su extensión. Hoy es muy conocida por sus preciosos viñedos y sus espléndidos jardines, razón por la cual es considerada el “giardino di Venezia“, donde la fértil tierra ofrece productos de excepcionales cualidades que luego se venden en el Mercato Rialto para gozo de locales y turistas. Especialmente destacan sus alcachofas. Sin embargo, esta isla se ha ido despoblando poco a poco dada la falta de inversión, por lo que cuenta con pocos servicios.

Existen bonitos puntos de interés turístico que convendrá visitar tales como la Torre Massimiliana construida en conmemoración de la dominación austriaca y que fue diseñada por al archiduque Massimiliano. Esta torre ofrece unas vistas espectaculares de la costa de Punta Sabbioni y Treporti así como de Murano y Burano.

Este lugar es perfecto para aquellos que buscan paz, ya que es muy fácil desconectar en este rincón perdido del mundo gracias a su imponente silencio. Y como propuesta para ver esta isla, se recomienda recorrer Sant’Erasmo en bicicleta y dado los pocos locales de que dispone, quizás sea buena idea llevarse un pícnic preparado por si acaso. No obstante, el Vignoto Restaurante es muy aconsejable, ya que en él será posible disfrutar de una estupenda y reciente pizza italiana.

Foto: Horitzons

Opina

*

tres × cuatro =