Torcello

Torcello - Venecia

Torcello es una de las islas más famosas que conviene visitar aprovechando la estancia en Venecia. Se podrá llegar hasta ella mediante la excursión ofrecida por Turismoteca (la puedes contratar online) en la que durante un recorrido de cuatro horas se podrá disfrutar de las tres islas más famosas y más cercanas a la ciudad de los canales: Murano, Burano y la que nos ocupa. Si no se desea realizar esta excursión, cuyo coste es de 20 euros por persona, es posible llegar mediante la línea LN de vaporetto que sale desde la estación de Fondamenta Nuove.

Esta tranquila isla fue la zona de Venecia con más habitantes desde sus orígenes. Lo que sentirá el viajero al llegar a este singular lugar es la extraña sensación de encontrarse en el pasado, dado el ambiente que se respira. Y gustará contemplar el trono de mármol de Atila ubicado en la piazza central de la isla así como la preciosa y antiquísima Basilica di Santa Maria dell’Assunta. En pie desde el siglo VII, este templo alberga bellos mosaicos procedentes de la época bizantina así como sus espectaculares arcos en el pórtico cuya introducción se realizó unos siglos más tarde. Esta basílica posee un campanile al que merece la pena subir para obtener las mejores fotos que se sacarán en toda la excursión. Así mismo, hay un museo interior que resultará interesante visitar. Y si se buscan más edificios célebres, hay dos palacios que acogen en su interior al Museo dell’Estuario di Torcello. Estos palacios son el del Consiglio y el dell’Achivio.

Ya para finalizar, destaca la Chiesa di Santa Fosca es otro enclave relevante, especialmente por su pórtico en cruz griega.

Tanto por la visión bucólica y casi deshabitada que ofrece esta isla como por las pequeñas joyas que esconde, visitar Torcello bien valdrá la pena. Sus casas de colores transportan al turista a un escenario diferente, lleno de calma y tranquilidad, con actividad pesquera y un mar de sensaciones de las que disfrutar. Y es que, Venecia deslumbra a los viajeros pero alrededor existe un mundo diferente de sensaciones diversas que merece la pena disfrutar y descubrir. Y todo ello, a tan solo unos minutos en vaporetto. Realmente sencillo y realmente sorprendente, ¿no es así?

Foto: Trinchetto

Opina

*

6 − cuatro =