Venecia en dos días

Contando con lo expuesto en Venecia en un día, si se dispone de un día más para disfrutarlo en la romántica Venecia, la propuesta siguiente puede ser una interesante alternativa para aprovechar aún más la estancia en la ciudad.

Lo mejor será dirigirse a la Piazza San Marco para rememorar externamente las visitas del día anterior y posteriormente entrar en el Museo Correr: sin duda el más importante de la ciudad. Desde allí, es buena idea recorrer las arterias más relevantes que nos lleven hasta el barrio de Dorsoduro. Aquí se podrá visitar otro célebre museo: Ca’ Rezzonico. En este palacio se alberga el Museo del Settencento, que bien merecerá la pena.

Continuando en este enclave será también muy apetecible el Campo Santa Margherita; se trata de una concurrida plaza de ambiente juvenil. Como es posible que haya llegado la hora de comer en el camino, se recomienda parar en cualquiera de los locales de esta plaza y pedir una pizza.

Y para la sobremesa, con un paseo se llegará a la Gallerie dell’Accademia, en cuyo interior se encontrarán algunas de las colecciones más famosas del mundo. Y siguiendo el mismo camino, los visitantes se toparán con la imponente Basilica di Santa María della Salute, con su rica fachada y su simbólica cúpula.

Tras una recorrido en el interior de esta gran joya, una alternativa será coger el vaporetto, donde el Gran Canal transportará a los viajeros hasta el barrio de Cannaregio. Es aconsejable parar en Ferrovía para pasear por el Ponte delle Guglie -‘Puente de las Agujas’ en español. Esta zona goza de un encanto especial y caminando desde aquí será fácil llegar de nuevo hasta la Piazza San Marco mientras se vislumbra el atardecer sobre los canales.

Para terminar el día -y el viaje-, nada como una cena que culmine con un buen postre. Y si este es un helado veneciano, una digestión feliz será el último recuerdo de la bella ciudad de los canales.

Gracias a que las atracciones de esta ciudad se encuentra bastante próximas unas de otras, es posible visitar la ciudad con un menor tiempo. Teniendo dos días, habrá tiempo suficiente para poder solucionar algunos contratiempos, como las largas colas o algún horario de cierre que no se haya previsto.

Must Read